Nélida Jiménez


En ferias como Organic Food Iberia, celebrada en Madrid el 8 y 9 de junio, se puede descubrir productos ecológicos de calidad, al tiempo que se conocen las novedades más recientes de marcas asentadas en el mundo BIO. Pero también es una oportunidad para descubrir qué hay detrás de estas marcas, qué fue lo que inspiró a sus fundadores a embarcarse en el proyecto de promover productos saludables para el ser humano y respetuosos con el medio ambiente.

Organic Food Iberia reúne a más de 500 productores y distribuidores del sector ecológico de España, Portugal y otros países. Hemos querido hacer una pequeña selección de marcas presentes en esta feria de alimentación ecológica, que no solo ofrecen productos de alta calidad, sino que su labor y compromiso nos inspiran a seguir trabajando por un mundo más sano y en armonía con la naturaleza


Vogel – Biotta


Una de las marcas de más larga trayectoria es Vogel, fundada por el naturópata suizo Alfred Vogel, un auténtico pionero de la salud natural.  

Al crecer en el campo, Alfred Vogel convivió desde muy temprana edad con animales y plantas. Su padre y su abuela tenían conocimientos sobre hierbas, e incluso, él de niño conocía muy bien las plantas medicinales de Europa Central. Vogel se familiarizó con las pautas de la medicina popular a una edad temprana. Su anhelo de conocimiento le llevó a viajar por África, Asia, América Norte, Central, del Sur y Norteamérica para estudiar las conexiones entre nutrición, estilo de vida y salud. En su primer viaje a Estados Unidos, a principios de los años 50, Alfred Vogel conoció al jefe Oglala Lakota Ben Black Elk, que le mostró el poder curativo de la Echinacea purpurea.

Actualmente Vogel comercializa una amplia gama de preparados fitoterapéuticos, productos dietéticos y alimentos saludables en todos los continentes. 


Zumos ecológicos


Vinculada a Vogel se encuentra también otra marca suiza con solera, Biotta. Pionera de los zumos naturales ecológicos, en 1957 embotelló y vendió el primer zumo de zanahoria orgánica en una farmacia de Zurich. Esta marca comercializa actualmente más de una decena de zumos ecológicos de frutas y verduras, libres de aditivos y sin azúcar añadido, pero además, Biotta lleva en su ADN la acción responsable y la producción sostenible.

Los productos comercializados por Vogel responden, además, a una filosofía de vida, la de su fundador, que creía incondicionalmente en una serie de valores: la importancia de realizar una alimentación natural y equilibrada, de cultivar plantas sin recurrir a pesticidas y de vivir en armonía con la naturaleza





Jabones Beltrán


La historia de Jabones Beltrán se remonta nada menos que a la década de 1920, una época próspera para la industria del jabón en la que surgieron decenas de fábricas de este producto en la provincia de Castellón y en todo el territorio nacional. En esa época se elaboraba a base de aceite de oliva, agua y sosa cáustica proveniente de cenizas.

Jabón ecológico


A partir de los años 50 el jabón fue gradualmente sustituido por los detergentes sintéticos, que se convirtieron a partir de ese momento en un producto común en todos los hogares. A pesar de ello, Jabones Beltrán decidió mantener la producción de jabón artesanal, fieles a la filosofía original de producir jabón a partir de ingredientes naturales.

La creación de la marca Biobel, en 2011, convirtió a Jabones Beltrán en la primera empresa española en fabricar productos de limpieza para ropa con certificación ecológica. La empresa, regentada actualmente por la quinta generación, ha mantenido su carácter familiar a lo largo de más de 100 años, lo que la convierte en la única fábrica en activo de producción de jabón tradicional con estas características en España.

La Rueda Natural


Esta empresa ubicada en Granada nació hace más de 30 años como empresa familiar, con el objetivo de crear un hogar libre de sustancias tóxicas, basado en el respeto a la naturaleza y al valor ético de cada producto. La chispa que dio origen a este compromiso fue un viaje a la India a finales de los años 80. Su fundadora, María Quiroga Picos, se desplazó a este país con su marido y sus tres hijos pequeños. Allí tuvieron la oportunidad de conocer una fábrica de inciensos naturales con una filosofía similar a lo que ahora conocemos como Comercio Justo. Se trataba de una fábrica operada mayoritariamente por mujeres que podían conciliar el cuidado de su familia con el hecho de llevar un salario a casa. Además, contaban con un sistema sanitario y con un colegio donde escolarizar a sus hijos. A ella y su marido les gustó la idea y empezaron a traer, poco a poco, inciensos naturales con papel hecho de algodón.

Cosmética ecológica


Actualmente La Rueda Natural comercializa no solo aromaterapia, sino también cosmética econatural certificada, velas naturales, artículos de Ayurveda y muchos más productos, todos con la filosofía 0 Residuos, vegana y de comercio justo. 

Además de trabajar con marcas propias, representan marcas internacionales, procedentes de cultivos ecológicos, y siguen trabajando con el mismo entusiasmo del primer día para lograr un mundo más saludable, más justo y en armonía con el medio ambiente.


Abellán Biofoods


El origen de esta empresa murciana se encuentra en el deseo de compartir con el público un producto de primera calidad, el membrillo casero que elaboraba la madre y antes la abuela del fundador.

Pero otro anhelo fue el que impulsó a José Manuel Abellán a fundar su empresa: colaborar con proyectos de ayuda humanitaria, al destinar parte de la recaudación a ONGs de destacado reconocimiento internacional como Unicef, Médicos sin Fronteras o Greenpeace, de la que José Manuel Abellán es socio desde hace 40 años. Unido a este deseo estaba la inquietud que le rondaba desde muy joven: elaborar productos respetuosos con las personas y con el medio ambiente.



Abellán Biofoods no solo elabora mermeladas extra, conservas vegetales y carne de membrillo a partir de frutas y hortalizas ecológicas. La totalidad de sus ingredientes y de los productos que comercializa, como el azúcar de caña, el cacao, el sirope de agave o la miel, tienen certificación ecológica. En sus cultivos respetan los métodos tradicionales. Sus envases están libres de Bisphenol A y están en vías de eliminar completamente el plástico en sus productos.

Los artículos de Abellán Biofoods están certificados como Comercio Justo. Cuentan, además con la certificación UTZ, emitida por el mayor programa para el cultivo sostenible de café, té y cacao del mundo, que representa una agricultura más respetuosa con la naturaleza y que ofrece mejores oportunidades para los agricultores y sus familias.

Organic Food Iberia es una feria profesional dirigida a productores, distribuidores y vendedores de productos ecológicos. La primera edición de Organic Food Iberia se celebró en el año 2019.

Foto: Vitalísima